Monitores 4K, ventajas con algún inconveniente.

Si has puesto tu punto de mira en adquirir próximamente un monitor de 4K para sustituir tu flamante Full HD puede que te interese conocer mi experiencia, porque te encontrarás con “cositas” que no habías contemplado ya que no todo parece que sean ventajas de tener tanta resolución a “dos cuartas” de la vista.
Hace ya casi dos meses empujado por un ataque irrefrenable de consumismo y por alguna otra cuestión, vi la ocasión de que cayera en mis manos un Samsung 4K de 28 pulgadas. Antes de encargarlo ya me aseguré de que la salida de mi portátil era capaz de entregar esos 4K porque de no ser así de nada me hubiera servido sus 0.16 mm que tienen de ancho sus pixeles.

¿QUÉ ES 4K? Aunque la pregunta parezca obvia es un monitor con 4 millones de pixeles (aproximadamente) que es más o menos el DOBLE de lo que hasta ahora teníamos como algo natural “en casa” desde al menos dos o tres años.

Mis hijos siempre han tenido un teléfono móvil más avanzado que el mío, así somos los padres/madres de mi generación. Hará ya al menos 3 años descubrí que el teléfono móvil de mi hija tenía tal resolución que yo no era capaz de ver los pixeles aún ayudado por unas gafas 2X y rápidamente pensé en ¿por qué no está esto en el mercado a tamaño monitor? Y ahí se quedó la pregunta. Con el tiempo todo llega pero nos lo van dando “despacito” como la canción… para no gastar todo el dinero de golpe porque de esa manera se acabaría “su chollo”.

El tamaño de los pixeles o “puntitos” viene siendo esto: 620mm que tiene de ancho, dividido entre 3840 pixeles = 0.16mm ancho de cada pixel, dicho de otra manera: un milímetro de ancho de pantalla lo formarían 6.2 PIXELES, comparado con el mismo tamaño si fuera Full HD sería: 620mm dividido entre 1920 = 0.32, o sea, 3.1mm, EXÁCTAMENTE LA MITAD DE PEQUEÑOS. ¿en qué se traduce esto?… pues después de estos dos meses cuando miro las imágenes en mi antiguo monitor (y eso que ya era muy bueno) ¡“no veo más que líneas”! y es porque ya me he acostumbrado a ver las fotos como si las viera impresas en un papel, ¡un papel fotográfico de tamaño grande! con su resolución y todo, otro ejemplo: en Microsoft Word la pantalla se ha convertido en “un papel” en vez de una textura de líneas horizontales y verticales… pero no todo son ventajas.

En cuanto a tamaño no he notado cambio importante ya que el antiguo tenía 27 pulgadas y lo encontraba perfecto sobre todo porque no podía acercarme demasiado por la presbicia y me quedaba justo como a medio metro, distancia que aunque ayudado por las correspondientes gafas los pixeles se fundían en la distancia dando una sensación de ver las fotografías como en “papel”, eso sí, con un tamaño a pantalla completa de un 35 por ciento del tamaño de la fotografía cosa que si la quería ver al 100 x100 debía dar al zoom dos o tres veces y en ese momento parte de la fotografía se perdía por los marcos de la pantalla y tenía que andar con la herramienta “mano” desplazándola por delante de mi vista, eso ahora ya prácticamente DESAPARECIÓ.

DETALLES A TENER EN CUENTA antes de ir “corriendo a la tienda” a por uno de ellos.

Primeramente, a golpe de pronto y a mi modo de ver son tres los grupos de personas que más optaríamos por cambiar a un tipo de monitor de estos. Uno somos los SIBARITAS que nos gusta tener y disfrutar de una calidad MÁXIMA cuando disfrutamos mirando nuestras fotos y perseguimos ver el detalle, aberraciones cromáticas etc; otro los PROFESIONALES de la fotografía que no pueden perder el tiempo moviendo sus fotos por la pantalla cuando la miran al cien por ciento buscando si el foco estaba en su lugar o cualquier otro detalle ya que su trabajo es “PROFESIONAL” y por tanto debe gozar de tener cierta calidad y por último los que les gusta tener lo ÚLTIMO de lo último aunque no sepan ni porqué ni cómo funciona, sencillamente es “lo último” en este caso en pantallas.

Como comenté arriba hay que saber si la actual tarjeta gráfica es capaz de suministrar los 4K requeridos, no importa si es pc de sobremesa o portátil, si no es así ya hay que sopesar si cambiar la gráfica o cambiar de ordenador ya que probablemente no merezca la pena invertir en una gráfica nueva para un viejo ordenador.

Siguiendo el hilo de ¿qué ordenador me compro? Si no quieres ver vídeos a 4k reproduciéndose dando saltos como “conejos” y entrecortándose, mi consejo es que arranques con un i7 con CUATRO procesadores y trabajando con tecnología hyper threading que simula 8 procesadores o mejor aún con OCHO procesadores (como el ejemplo siguiente) ya que mostrar imágenes de vídeo a 4K requiere de eso y de más… eso sí, ya le puedes ir metiendo los 16 Gb de memoria RAM si no quieres que “aquel carro de combate se atasque en el barro” en total que se te puede poner la broma del cambio de pantalla tranquilamente rondando los 1500 eurillos, eso sí, incluyendo la pantalla que rondará los 400 euros. ¿es para pensárselo?

VENTAJAS: como comenté arriba la resolución tan brutal que dan los 4 millones de puntos hacen que se vean las fotos con un detalle increíble, parece que hubiésemos cambiado de cámara fotográfica y/o objetivo, en contra tiene que ya  a “simple vista” se ven todos los defectos físicos de esa fotografía como son la falta de foco o las aberraciones cromáticas o la falta de nitidez en diferentes zonas dentro de la misma imagen cosa que antes ni nos habíamos fijado, ahora se ven a golpe de pronto.

Una fotografía de la Nikon D40 con 6 mpix de resolución, vista al 100%, no da para llenar la pantalla, una de la Nikon D90 con 12 mpix a golpe de pronto la vemos al 80% y una de la Canon 7D la vemos al 60 %, datos que parecen no tener tanta importancia pero que se traducen en que antes para verlas al mismo nivel de detalle había que darles zoom al doble por lo que la “gracia” de la fotografía se perdía por detrás del cerco del monitor… en fin, dicho de otra manera: ¡como si hubiésemos cambiado de equipo fotográfico!

INCONVENIENTES: Seguro que llegaste aquí antes que a cualquier otro punto del texto. El principal “inconveniente” o que al menos así lo parece es el RIDÍCULO tamaño de las letras. ¡ah, ya, claro! Con ir a Windows y decirle que las quieres ver más grande ya está ¿no?… pues ¡NO!, solamente se verán más grandes las que corresponde con Windows pero las que corresponden a las herramientas y menús y submenús de los programas te chinchas porque las verás ridículamente pequeñas, tanto que si tienes ya cierta edad como si gozas de buena vista cercana tendrás que pegar tus narices al monitor contrariamente a lo que hacías antes con tu queridísimo 28 pulgadas HD que las mirabas relajadamente a medio metro.

Los vídeos: hasta ahora los vídeos que he creado a 4k el único reproductor que he encontrado que es capaz de reproducirlos es el VLC pero me encontré con la contrariedad que les da un contraste tan bárbaro que las zonas oscuras las transforma en negras absolutas por lo que ya es un gran problema, el Windows media player (que reproduce los tonos muy bien) “el pobrecito” no es capaz de reproducir más arriba de Full HD por lo que “mi gozo en un pozo”. Todavía no encontré la manera de ver un vídeo 4K como “Dios manda”, es posible que yo sea demasiado torpe o demasiado exigente…

EDITORES DE VÍDEO Y FOTOGRAFÍA: Las personas mayores que tenemos presbicia y que a su vez llevamos ya cierto tiempo con este tipo de programas no necesitamos leer las herramientas, sabemos que están aquí o un poco más arriba pero no es nada cómodo tener que acercarte para leer qué es cada icono, si no fuera así andaríamos todo el rato como un “tentempié” acercándonos y alejándonos de la pantalla y era mejor prescindir de esta tecnología.

Photoshop parece que ya con su última versión ha acabado con este problema, los demás andamos modificando el CS6 o Photoshop CC cambiando datos del registro y tal y tal, personalmente no he sido capaz de hacer que funcione.

Otros programas editores de vídeo como el Sony Vegas les pasa lo mismo, todo se empequeñeció de una manera alarmante pero esto ¿podría llamarse problema? Hasta cierto punto SÍ pero creo que merece la pena el cambio porque ahora ¡caben el DOBLE de ventanas dentro de la misma interface! O sea, de la pantalla del programa, lo que se evita el tener que ir moviendo “la línea de tiempo” o la fotografía que estaba por detrás de las ventanas abiertas del Photoshop por lo que ya es una GRAN ventaja… ¿se me entiende?… si no lo entiendes creo que no necesitas un monitor de estos…

Para no enredarme más en el tema y si me preguntas si estoy contento con el cambio no tengo ni que pensar la respuesta… SÍ, CLARO QUE ESTOY CONTENTO y más teniendo en cuenta que mi portátil ya tenía la salida de 4K, si no hubiera sido así creo que hubiera esperado varios AÑOS más porque no estaba dispuesto a un desembolso económico como el que mencioné arriba solo por ver unas fotos un poco más nítidas o un vídeo un poco más detallado.

Con el tiempo iré añadiendo en este post sensaciones y/o descubrimientos de esta tecnología.

Enlace a un vídeo de HD y a otro de 4K aunque si no tienes el 4K se verán muy similares pero al ser un vídeo compuesto por fotografías la sensación al verlo es que no estás viendo vídeo sino las mismísimas fotografías con un nivel de detalle IMPRESIONANTE.

Gracias por llegar hasta aquí. puedes visitar alcorlopantano.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *