EL ENCUADRE EN FOTOGRAFÍA

EL ENCUADRE EN FOTOGRAFÍA Agosto 07

EL ENCUADRE.
Siempre que hacemos una fotografía instintivamente tratamos de hacerla horizontal, conseguir esto es muy importante porque de lo contrario nos distraerá del motivo principal.
Cuando nos situamos delante de un motivo hay que decidir rápidamente si solo nos interesa ese motivo y también algo mas que lo rodea. Con un poco de práctica rápidamente llegaremos a decidirlo.
Una vez elegido el motivo llenaremos el encuadre con él dejando un marco alrededor, dejando el resto de la fotografía incluso difuminada.
Si no lo hacemos así, el motivo principal tendrá que compartir espacio con el resto de cosas de mucho menor interés que se encuentran alrededor restándole así importancia.
Algunas veces sucede que los objetos que se encuentran alrededor son interesantes o van muy bien con el objeto principal, entonces abriremos el encuadre y ya está.
Una cosa es llenar encuadre y otra muy diferente “atosigar”; para conseguir esto hay que dejar un marco proporcional alrededor del motivo principal, o sea, tenemos que dejar que los objetos “respiren”.
Cuando fotografiemos personas o figuras, debemos tener muchísimo cuidado de no dejar demasiado espacio por arriba porque de esta manera parece como si se hubiera caído dentro de la foto.
Si cerramos mucho el encuadre, la imagen parecerá comprimida, encerrada forzosamente dentro del cerco, “encajonada”.
A la hora de hacer una fotografía tenemos tres tipos de encuadres: vertical, horizontal e inclinado.
Es importante saber elegir el mas adecuado en cada momento porque psicológicamente transmitirán efectos diferentes.
El encuadre horizontal produce tranquilidad y bienestar, el vertical fuerza y firmeza y el inclinado sensación de dinamismo. Por ejemplo, utilizando esta técnica y empleando un encuadre horizontal, no solo mostraremos un bello lugar sino que también trasmitiremos la tranquilidad del mismo. Otro ejemplo pero de encuadre vertical es la fotografía de un edificio alto, solo tienes que girar la cámara para darte cuenta de la diferencia.

FOTOGRAFÍA DE RETRATOS:
La mayoría de fotografías las haremos con el encuadre vertical por una sencilla razón, las personas, normalmente, somos mas altas que anchas. Solo se utilizará el encuadre horizontal cuando haya dos o más personas y para casos especiales.
El encuadre inclinado es de lo mas complicado de explicar pero no estaría de más el probar antes de hacer la foto, especialmente en aquellos lugares donde hay líneas rectas como puentes, calles, edificios, etc. te recuerdo que psicológicamente muestran mucho mas dinamismo que en un encuadre horizontal o vertical, ¡pruébalo!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *