La PRESA

portadaTras llevar varios años con el run run en nuestras cabezas de visitar las instalaciones de la presa, concretamente SU INTERIOR, ayer se cumplieron nuestros deseos.
Varios meses antes habíamos solicitado a la Confederación una visita guiada y no nos mostraron el más mínimo inconveniente, por ello aprovecho desde aquí para darles las gracias tanto personales como de la Asociación Hijos y Amigos de Alcorlo.
Con la puntualidad que caracteriza a los Ingleses a las 10:00 (hora prevista) ya nos estaban esperando, una vez llegaron todos los visitantes nos dieron una charlita preámbulo de cómo iba a trascurrir el evento.
En el vídeo que puedes ver haciendo click AQUÍ te puedes hacer una idea ya que las imágenes son muy escuetas porque el tema de la seguridad es muy importante para este tipo de instalaciones o sea, cuento menos se vea ¡mejor!

De lo que recuerdo sobre las instalaciones comentaré ya que parte del tiempo lo dediqué a la cámara.
Se trata de una presa construida a base de piedra y tierra, piedra caliza sacada de la propia montaña unos metros más arriba y de no tan buena calidad por lo que su vida se estima inferior a 100 años pero que con un buen mantenimiento “no la verán nuestros ojos” fuera de servicio.

presa-b1    presa-b2

Una parte importante de la tierra que la conforma es arcillosa sacada también de las inmediaciones ya que unos metros más arriba en dirección del río había material de este tipo en abundancia. Este tipo de presas son elásticas y responden a las temperaturas y humedades de tal manera que no se deber de llenar ni vaciar rápidamente si no que hay que hacerlo de una manera paulatina para que los materiales se vayan asentando y tomando sus nuevas posiciones.

Varias galerías en su interior dar acceso a los diferentes puntos vitales como son el punto de donde se toma el agua para la salida al exterior que será el cauce del río, ese punto está situado en la parte más baja del fondo, también existe un túnel vertical para trabajos de mantenimiento.

presa-b5   presa-b4
El alumbrado es muy correcto permitiendo cualquier tipo de actividad en su interior sin el más mínimo problema de iluminación. El suelo a lo largo de todo el trayecto que recorrimos no presenta grietas ni problemas arquitectónicos por lo que se puede caminar sin pensar en caerse.

Los técnicos de la Confederación nos explicaron las diversas compuertas y complejos sistemas de seguridad que hay instalados para solucionar cualquier tipo de contratiempo o imprevistos. Con mucha frecuencia se analiza el estado de conservación ya que al tratarse de una construcción “viva” se pueden presentar microfisuras o dilataciones y que se corregirían antes de que pudieran dar lugar a cualquier tipo de problema o accidente.

El túnel por donde comenzamos el paseo está construido a base de taladros y pólvora, está presa-b3escavado en la roca viva con bastante precisión en las medidas, con el paso del tiempo pequeñas estalactitas se han formado con el goteo incesante de gotas de agua y restos de cal, me pareció una pasada de trabajo bien realizado.

Aparentemente está todo controlado, varias válvulas y compuertas actuarían en caso de necesidad, túneles de ventilación y desagües están preparados para cualquier imprevisto por lo que da la seguridad de que “no hay nada de qué preocuparse”.

Lo que más me ha impresionado son los dos tubos que nacen en las mismísimas entrañas de la presa a ras de suelo y que tienen más de DOSCIENTOS METROS de longitud y un presa-b8diámetro de un par de metros, por seguridad apenas se ven en el vídeo, unas válvulas a mitad de camino actuarían a modo de efecto venturi para facilitar la salida del agua “a toda velocidad”  en caso de necesidad.

Acabada la visita no quisimos perder la oportunidad que nos brindaba el día tan estupendo de sol y calor otoñal de tomar una merienda en la Ermita de Alcorlo a base de huevos fritos, chorizos y lomos principalmente, luego la sobremesa con su correspondiente cruzamiento de cafés, pastas, números de teléfonos, direcciones email, blog, etc mezclados con nuevas actividades y proyectos relacionados con Alcorlo.

img_0530-puerta-de-tunel
A media tarde algunos nos desplazamos hasta el agua charlando de nuestros recuerdos de aquel lugar como si quisiésemos llegar hasta “El Frontón” o “La Plazuela” hasta que las olas te detienen, debe ser algo psicológico. Allí, cerca del agua estuvimos largo rato recordando las fuentes que teníamos cerca del pueblo como la fuente “del Olmillo”, de “las Pasaderas”, de “las Pulgas” del “Legío” de “la Canaleja” la de “la Peña Redonda”, alguna de ellas visitada diariamente para llevar agua al hogar.

Recordamos una vez más la lista de los compañeros de clase, los juegos y nuestras “picardías particulares” con ellos, algunas travesuras, accidentes, la aventura de “aprender a fumar”, compañeros desaparecidos por una u otra causa, los andares por las instalaciones de la presa generadora de electricidad y los peligros que conllevaba moverse por aquellos lugares, los inviernos de Alcorlo y las heladas del río con sus pistas de patinaje “gratuitas”, etc etc etc, no teníamos juguetes ¡ni falta que nos hacían!, tampoco había BULLYING y no estábamos tan “atontaos” como los críos de ahora con la tecnología moderna sin saber _por ejemplo_ ni trepar a un árbol, en general éramos críos sanos y felices… y así nos pasamos largo rato charlando justo allí, muy cerquita del lugar de todos aquellos acontecimientos.
Luego tranquilamente volvimos sobre nuestros pasos volviendo nuevamente a la realidad del momento, mi sobrino Sergio nos tomó algunas fotos durante el camino.

Y así “colorín colorado” dimos por finalizado el día 24 de Septiembre de 2016 por Alcorlo. Personalmente fue uno de los días de los últimos años que más he disfrutado compartiendo mi tiempo, recuerdos, ideas, proyectos, etc con los míos: “los Alcorleños” y amigos de Alcorlo.

Si este relato te pareció interesante o entretenido no dudes en compartirlo con los tuyos.

alcorlopantano.com

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *