Capítulo 003 Tenemos un perro.

KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA

Por aquellos años no había en las casas ni una décima parte de los perros que hay hoy. Con el “España va bien” se llenaron los campos de chalets y se pusieron de moda los animales de compañía principalmente perros, algunos con la excusa de vigilar la casa ladrando a cualquiera que pasase caminando por la acera dándole un susto de muerte y otros por el hecho de sobar un animal y tener “alguien” con quien hablar y con qué entretenerse, vamos lo que se llama “una mascota“.
Los primeros meses era sacar un perro, unos años después se convirtió en sacar a tu mascota  pero los últimos años era sacar a tu amigo y compañero.
La primera norma que puse es que el animal debía de salir a la calle como mínimo  3 VECES al día con un mínimo de tiempo de 20 minutos en cada salida, parece que acerté pues mirando muchos años después por la web es lo que se recomienda.
A lo largo de todos estos años he visto algunos casos que solo lo sacan unos minutos un par de veces al día y eso si no está lloviendo que si es así en cuanto hace sus necesidades sale pitando para casa por eso mi vecino le dijo mil veces “Yuco, eres un perro privilegiado” ya que salía a la calle siempre que había un mínimo de tiempo para él sin importar Continuar leyendo “Capítulo 003 Tenemos un perro.”

Capítulo 002 Queremos un perro.

KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA

La odisea de las mascotas no había hecho más que empezar, mis hijos ya le habían cogido el gustazo a eso de “sobar un animalito”; dice un proverbio chino que “Dios hizo al gato para que el hombre se diera el gustazo de acariciar un tigre” y es cierto, un gato es clavaíto al tigre pero en mini, así que en pocas semanas cuando ya se había pasado el problema de la sarna comenzó la otra “sarna” el comezón de ¡¡¡¡“QUEREMOS UN PERRO”!!!.
Decía al principio que admiro los niños por la perseverancia, ¡qué pesaos se ponen!  A veces había semanas enteras que se les olvidaba el tema pero a veces era una y otra vez, es que fulano y mengano lo tienen _ya pero viven con casa y patio_  fulano si pero mengano  no, ¿porqué no podemos tener un perro? ¡si es que no hace falta que sea grande! ¡un perrito pequeñiiiito!… esa era la lucha casi diaria.
Mi mujer por aquellos entonces llevaba varios meses enferma de ciática y sin ver una solución cercana para ello, esa enfermedad reumática y dolorosa que no te deja Continuar leyendo “Capítulo 002 Queremos un perro.”

Capítulo 001  Primeros animales en el hogar y Yuca

DSCF0005 canario

CAPÍTULO 001 de  TODO SOBRE MI PERRO

Podríamos decir que son más bien escasos los animalitos que pasaron por casa antes de Yuco, unos canarios, unos hámsters, un gato y por fin él.
Hay una cosa por la que siento mucha pena de los niños de ahora a diferencia con los de mi generación y que además vivíamos en pueblos, los de ahora apenas tienen animales cerca de ellos y no vamos a decir de tocarlos o pelearse con ellos, algo tan habitual desde los orígenes del ser humano hasta hace unas décadas.
Por lo general los niños de hoy sienten miedo de los perros o cualquier otro animal sobre todo si es mayor que ellos, cierto es que hay “perros” como para sentir cierto miedo por su aspecto y  principalmente por su tamaño, curiosamente el único que estuvo a punto de morderme y que se quedó enganchado con los dientes Continuar leyendo “Capítulo 001  Primeros animales en el hogar y Yuca”

11 años en 24 horas

IMG_3227 yuco portada web

La decisión de poner fin a la vida de un ser querido nunca será fácil para el ser humano,  sea animal o semejante no deja de ser “vivo y querido”, el relato de esta vez habla de cómo fueron las últimas horas de la vida del animal con el que he compartido casi ONCE años de mi vida y hemos recorrido caminando juntos aproximadamente 18.000 km.
Hablo de Yuco, el perro que teníamos de mascota en la familia y que principalmente por vejez y un cúmulo de circunstancias adversas en corto espacio de tiempo como la pérdida de la visión de un ojo empeoraron su estado vital y hubo que dormirle para evitar más sufrimientos.
Le/me prometí hacer un libro con nuestras andanzas, no quiero que tantas cosas buenas me las borre el tiempo, mi padre decía que “lo que se escribe se lee”, en él recordaré los momentos más peculiares como su comportamiento con el paso de los años, sus miedos, sus enfermedades, accidentes, peleas con Continuar leyendo “11 años en 24 horas”